Terapias de base medica se ven muy diferente en los programas de Nacimiento a 3 Años que en los programas para niños de edad escolar. Intervención temprana es un sistema de servicios coordinados que promueven el crecimiento y desarrollo del niño, y apoya a las familias durante los primeros años críticos. En los Estados Unidos, servicios de intervención temprana para niños y familias elegibles son mandados federalmente por medio de la Ley de Educación para Individuos con Discapacidades (Individuals with Disabilities Education Act – IDEA, en ingles). Comenzando con una asociación entre padres y profesionales en esta etapa temprana le ayuda al niño, la familia, y la comunidad entera.

Lo más pronto que los niños con, o con riesgo de tener, discapacidades reciben asistencia de terapia de base medico y lo más pronto que la familia reciba apoyo, la mejor posibilidad que tienen los niños de alcanzar su potencial pleno. Servicios de intervención temprana son acreditados con mejorar las ganancias del desarrollo, sociales, y educacionales. Lo más pronto que reciba la intervención, lo más grande que es la posibilidad de reducir los costos futuros de educación especial, rehabilitación, y necesidades de cuidado médico. Reducir los sentimientos de aislamiento, estrés, y frustración de una familia a través de educarlos y asociar con ellos puede ser algo que le cambiara la vida a la familia. Intervención temprana puede ayudar a aliviar y reducir comportamientos con estrategias del comportamiento e intervenciones positivas. Esto le permite a los niños a ser individuos productivos e independientes.

Terapias basadas en la escuela son gobernadas por leyes federales y estatales. La terapia es un servicio relacionado a la educación especial y es proveído solo si el niño necesita la terapia para poder funcionar en el ambiente escolar. En la escuela, la necesidad de terapia se determina por el equipo del Programa de Educación Individual (Individual Education Program – IEP, en ingles). Los padres son parte de este equipo. El equipo determina la cantidad, frecuencia, y duración de la terapia. Mientras que la terapia de base medico es un enfoque de múltiples disciplinas, la terapia basada en la escuela es directamente relacionada a la educación.

Diagnósticos médicos comunes que pueden afectar las necesidades educacionales incluyen: Autismo, TDA/TDAH (Trastorno del Déficit de Atención/ Trastorno del Déficit de Atención e Hiperactividad), Parálisis Cerebral, Trastorno Reactivo del Apego, Trastorno de Oposición Desafiante, Trastorno Generalizado del Desarrollo, Síndrome de Alcoholismo Fetal, y retrasos del desarrollo. Si un niño tiene cualquier de estos diagnósticos, hay una probabilidad que la terapia será proveído en la escuela porque su diagnostico tiene un impacto directo en su educación.

¿Su hijo ha recibido ambas terapias de base medico y en la escuela? ¿Si si, que ha funcionado mejor para usted?

Amy Bontempo es la directora del Programa de la Participación Familiar y Comunitaria en Penfield Children’s Center. Ella es la supervisora del Educador de la Asistencia Comunitaria, la Coordinadora de los Voluntarios, el Programa de Mentores para los Padres, y los programas familiares. Penfield presenta más de 60 programas familiares al año. Ella ha servido en la junta directiva para la Asociación de Wisconsin del Síndrome de Down (the Down Syndrome Association of Wisconsin – DSAW) desde el 2011 y anteriormente sirvió en el Comité de Respiro Voluntario para la Sociedad de Servicios para los Niños que ahora es parte de los Servicios Comunitarios del Hospital de los Niños de Wisconsin, y en el Centro de Recursos Familiares Para el Condado de Milwaukee.

Bright Tots.
Waisman Center. University of Wisconsin Madison.
Wisconsin Department of Public Instruction.
Family Voices.